La chica fácil y el chico. La puta y el puto amo

“¡Qué puta es esa tía! ¿Cómo puede vivir su sexualidad tan libremente cuando tendría que ser pura y casta? ¿Qué escándalo es éste? ¡Eso no puede ser! ¡Apedreémosla!”

“¡Qué crack es ese chico! Tiene a las tías que quiere, es un mujeriego y un triunfador. Aplaudamos todos.”

Hablaré sobre la chica sexualmente libre, aunque para la mayoría de la sociedad no es más que una puta o una chica fácil. Se trata tan sólo de una mujer que hace uso de una libertad que se intenta torpedear sistemáticamente, censurando su libre elección de acostarse con quien le da la gana y cuando le da la gana. Es la “puta”, aquella que rompe los esquemas tradicionales, que se comporta igual que lo hace un chico. Pero no es un chico y, por tanto, el que sea mujer trae una consecuencia: la censura moral construida en base a estúpidos e irracionales valores morales que hacen que la mujer tenga que ser virgen y pura para ser digna, actuando según los dictados de una sociedad represora que señala que el sexo la ensucia y la degrada.

¿Y qué hay del chico “fácil”? Parece no existir, y en realidad es muchísimo más común que la chica “fácil”. La libertad de la que dispone el sexo masculino hace que el hecho de que un chico sea fácil es lo normal y por lo tanto no tiene ningún tipo de reproche social. Es por ello que no hace falta ponerle la palabra despectiva “fácil”, es simplemente un chico, lo normal.

Sin títuloEz k laz tiaz aora foyan tio, zeran putaz?? lla no zon virjeneZzz k indijjjjnanteEeEe no pUeDe zer kOmo PuEdEnN atRebErZeee k zorrazzzzzzzzzzz

Así pues, un chico que tiene muchas relaciones no es un chico fácil, es el puto amo. Una chica que tiene muchas relaciones es una chica fácil y una puta.

Si la chica se queda embarazada la culpa es de ella por abrir las piernas. Él no tiene culpa de nada, pobrecito. Sólo ha metido su cosita ahí inocentemente. Que se las apañe ella, que es la puta.

En una relación sexual entre un chico fácil y una chica fácil, la chica es la puta, y el chico es el crack, y tiene licencia para luego decir que esa chica era fácil. Pero él no es fácil aunque tenga exactamente el mismo comportamiento que su compañera. Muy al contrario, como digo, él es el puto amo.

Para concluir, creo que cada persona es o deber ser libre de vivir su sexualidad como quiera, independientemente de su sexo. Esto que parece bastante lógico choca con la realidad, con actitudes conscientes o inconscientes que censuran aquello que se sale de la norma social tradicional.

Anuncios

5 thoughts on “La chica fácil y el chico. La puta y el puto amo

  1. Estoy totalmente de acuerdo con el artículo. Me gustaría que en alguna historia apareciese una chica “fácil” sin que se represente como algo malo o sin relacionarlo siempre con una atracción romántica, porque la atracción romántica y sexual no siempre van de la mano. Supongo que por eso la literatura juvenil está llena de triángulos amorosos absurdos, porque resulta más aceptable y más “profundo” decir que Fulanita está enamorada de Menganito a decir que le pone cachonda pero nada más. Si no, también tendría que haber tendría que haber triángulos amorosos con dos chicas y un chico, o tres chicas, o tres chicos.

    El único caso en que puedo pensar en el que los chicos fáciles no siempre son tratados como campeones es en algunos mangas tipo harén, porque aunque tienen a diez o doce chicas tirándose a sus pies los protagonistas no siempre les hacen caso (por vergüenza o indiferencia), o están enamorados de una y las otras son solo fanservice. De todas formas sigo esperando un manga harén con cincuenta chicos a los pies de una chica en las que saquen viñetas de los culos y los calzoncillos de ellos a cada paso. El único requisito sería que tuvieran una cara manga genéricamente atractiva y una espalda retorcida, para que pudieran mostrar el pecho y el trasero a la vez.

    Le gusta a 1 persona

    • Totalmente de acuerdo. Cuando se trata de un “harén reverso” la protagonista es siempre una chica estupenda y perfecta que siente únicamente atracciones de tipo romántico. Supongo que de otra manera sería reconocer que las chicas sienten ese vergonzoso y poco femenino deseo sexual a secas y que en definitiva son también seres humanos, y eso sería demasiado xD.

      En cuanto a los otros harén, creo que esto de que el protagonista masculino no sea tratado como un “crack” y que incluso tenga las características del típico chaval que en la vida real no se comería ni una rosca, respondería a la lógica de que, de esta manera, los chicos menos “triunfadores” pueden sentirse identificados en la inseguridad o mediocridad del protagonista que, inexplicablemente, tiene a todas las chicas detrás de él. Me imagino que esto les produce una enorme satisfacción. Todo está pensado para ellos.

      Me gusta

  2. Muy bien dicho.

    En muchos libros juveniles estoy hartísima de ver siempre el topico:
    chica buena=tímida+responsable+no se arregla (para parecer fea hasta que el chico descubra su belleza y se enamore, of course)+virgen
    chica mala=popular+obsesionada con su aspecto+putón que se lía con todos

    Parece que intenten decirte todo el rato que las buenas son castas y puras hasta la sepultura (bueno, hasta que aparezca el único chico de su vida, porque si tiene sexo con otros que no sea su futuro marido y el único hombre de su vida ya es un putón), como tú has dicho. Que ser buena parece que ve en el pack con ser virgen y ser mala en el pack de ser un putón verbenero. La chica que tiene sexo es siempre mala.

    Pero el tío sí que es un play boy ultra deseado que se ha tirado a media población, así que la chica buena tiene que estar muy agradecida de que se digna a elegirla a ella entre las demás. El es un crack, no un putón verbenero.

    Que asco ya de esa mierda. Ojalá sacaran algún libro con una prota que viva su sexualidad como le de la gana y sea guapa y se lo crea sin que tenga que venir el macizo de turno a decírselo (porque ellas nunca se dan cuenta por sí mismas, son ciegas o los espejos las trollean o algo).

    Me gusta

    • Exacto.

      Es una doble moral tan descarada que me cuesta creer que haya quien no se dé cuenta. Y que esto se reproduzca en libros juveniles hace que me pregunte qué valores se les está enseñando a las chicas y chicos que los lean. Es un adoctrinamiento sutil y perverso que consigue la repetición constante de un estereotipo nefasto.

      A mí todo esto me da miedo.

      Me gusta

  3. […] 24. Charlie habla con Beau para decirle que debería intentar ligar más, a Bella lo que le decía es que era muy joven y que mejor esperara a la universidad. Porque claro, en el caso de los chicos ligar es fundamental para reafirmar su virilidad, pero en el de las chicas mejor que liguen poco y no empiecen desde demasiado jóvenes, no vayan a ser consideradas «fáciles». […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s