Reseña Trilogía el Amor más allá del Tiempo (Kerstin Geir)

La historia de siempre contada con más gracia

Tengo muchos sentimientos contrapuestos con estos libros. Basculo entre una lectura ágil y una saturación de relleno, unos personajes divertidos y los topicazos más odiosos, una historia entretenida y una previsibilidad absoluta, la parodia y el humor y la caída de lleno en lo que se quiere parodiar.

Sin título.pngYo leyendo los libros.

La historia va de Gwendolyn Shepherd, cuya familia no es normal (por supuesto): su tía abuela tiene visiones, ella ve fantasmas (Thor nos libre de una protagonista que no sea especial) y descienden de una estirpe de viajeras en el tiempo de la que su prima es la última. Sin embargo, la trama da un giro súper inesperado y se descubre que en realidad la última viajera es Gwen (me niego a poder eso como destripe, es más evidente que una patada en la cara.) A partir de ese momento se nos relata la típica historia de chica normal que, sin comerlo ni beberlo, se encuentra con que tiene un poder que pone su vida patas arriba e implicada en los planes de una logia secreta mazo de misteriooosaaa. También hay un chico muy guapo (¿una historia juvenil sin hormonas amorrr? ¡Inconcebible!), pero que tiene una buena hostia es irritante y borde, y, y… bueno, todos los típicos, tópicos, túpicos que ya hemos visto mil veces en literatura juvenil.

Sin embargo, siempre digo que no es lo que se cuenta sino cómo se cuenta y en este caso los libros se salvan por ese como. Son lo de siempre, pero contado de forma divertida y desenfadada, como riéndose se sí mismos, así que resultan amenos. El problema es que arrastran unos defectos que lastran el resultado final.

Para empezar, no es que sean predecibles, es que son una orgía de carteles de neón y señales luminosas. Las pistas que dan tienen la sutilidad de la martillazo en la frente, y eso cuando no te deletrean las cosas directamente, no vaya a quedar alguna pobre alma despistada que no se haya coscado de tooodo lo que va a pasar y se lleve una mínima sorpresa. Era todo taaan requeteobvio que yo pensaba que la autora lo estaba haciendo adrede para despistar, pero no. Todo era exactamente como había imaginado. DESTRIPE Incluso lo de que Gwen era en realidad hija de Lucy y Paul se veía de lejos: la conocen y quieren aunque nació justo cuando desaparecieron *guiño, guiño* y su supuesta madre, Grace, fue la última que vio a Lucy y Paul *guiño, guiño*. Hasta aclaran, por si acaso aún no lo pillas, que Grace se negó a que la examinaran aunque, en teoría, acababa de dar a luz *guiño, guiño*. FIN DESTRIPE

Encima te revelan lo que te venías oliendo desde el principio como si fuera una gran sorpresa. Si es que parecía que fuera recochineo. Por ejemplo, Gwen ve fantasmas y se supone que la última viajera debería tener un don relacionado con la muerte. Pues NADIE suma dos más dos hasta que (¡por fin!) en el último libro alguien dice que ha llegado a la sorprendente deducción de que, oye, igual eso de ver fantasmas es el don. ¡Noooo! ¿Me lo juras? Se que la literatura juvenil no se caracteriza precisamente por ser sorprendente, pero Geir, tía, cortate un poco.

Sin títuloHe aquí el nivel de sutileza de la autora durante toda la trilogía.

Para seguir quiero hablar de los personajes, porque tienen tela.

Gwendolyn Shepherd me gusta porque es una adolescente de verdad con gustos y formas de pensar propios de su edad. Además, su familia es pintoresca pero no disfuncional; y tiene una amiga, Leslie, con la que comparte una amistad sincera y bien llevada. ¡Aleluya! No soporto a esas protagonistas «especiales» que se dedican a despreciar al resto del mundo y luego victimizarse alegando que si nadie las quiere no es porque sean insoportables, sino porque les gustan los libros de Jane Austen y las Brontë y, claro, al ser taaan originales nadie las comprende.

El problema es que también es la típica chica de literatura juvenil que aparece el chico y se le desboca el corazón, se olvida de respirar y se le desconecta el cerebro. Pfff. Juro que cada vez que veo escenas del estilo pienso que a ver si es verdad que la prota en cuestión no se acuerda de respirar. Y muere. ¿Qué? Eso no es crueldad, se llama selección natural.

Grace Shepherd es la típica madre que no le cuenta nada a su hija «para protegerla». Ajá. Es muchísimo mas seguro arriesgarse a que la muchacha acabe saltando en el tiempo sin previo aviso y tenga que meterse en la logia sin preparación y paranoica perdida porque no sabe en quién confiar ni qué hacer, todo porque su madre se ha negado a abrir el pico. Había que protegerla del gravísimo peligro de que su cerebro cortocircuitara al darle la mínima explicación.

Charlotte Montrose es prima de Gwen y encarnación de la chica guapa pero perraca que se dedica a molestar por deporte. Sólo le falta ser rubia (es pelirroja) y líder de las animadoras. Lo triste es que tiene atisbos de intentos de romper el tópico (es la empollona marginada y no la popular del instituto) y viendo cómo es su madre y cómo ha sido si vida se podría entender su actitud. De haberla desarrollado y humanizado habría sido un personaje muy interesante.

Sin título

Gideon de Villiers es el odioso cliché de borde que se dedica a ser paternalista y tratar a Gwen como un trapo, pero como es guapo hay que perdonárselo todo e intentan vender que Gwen y él se enamoran, a pesar de cómo la ha tratado y que se conozcan de semanas. Pfff. ¡Que hartazgo ya de que el chico sea siempre un chaval increíble que supere en todo a la chica y esta tenga que sentirse muy honrada porque él se haya dignado a elegirla! ¿Por qué no mejor una idea loca que se me acaba de ocurrir? Segurísimo que nunca nadie ha oído nada parecido. *¡Chan, chan, chaaaan! Redoble de tambor* ¡Una relación igualitaria donde ambes integrantes estén al mismo nivel y se traten con respeto! Lo se, soy demasiado original para el mundo.

También está el malo psicópata que sólo piensa en si mismo y al que no le importa engañar, torturar y matar con tal de lograr sus objetivos. ¿Pa qué esforzarse en innovar? No digo quien es porque sería un destripe tremendo, pero, sinceramente, es aparecer y que no puedas evitar visualizar un enorme letrero que lo señala como malo e intuir TODO su plan.

Eso sí, soy muuu fan de la la gárgola Xemerius. El mejor personaje de lejos. No sólo es gracioso sino que parece dar voz a mis pensamientos diciendo cosas como que una situación de peligro no es la adecuada para dejarse llevar por las hormonas. Gracias a él que no morí de aburrimiento o diabetes en varias partes. Además, cualquiera capaz de soltar un «¡Oh, Dios mío, cuánta sangre!» en una novela romántica juvenil tiene mi amor (platónico) incondicional.

También necesito quejarme enérgicamente sobre cómo buenos momentos de parodia se mandan a la porra al caer la historia de lleno en lo que se parodiaba. Es un tema que me ha decepcionado taaanto. Por ejemplo, hay una escena SUBLIME en la que a Gwen se le han roto los esquemas porque Gideon no se ha comportado como ella esperaba según las películas románticas, por lo que se lamenta de su corazón roto de forma exagerada y sobreactuada comparándose con la sirenita, la dama de las camelias y similares. Sin embargo, llega un momento en que tiene que dejar de victimizarse dramáticamente porque: 1) es consciente de que tiene cosas mucho más importantes que hacer, 2) necesita orinar, que las necesidades biológicas ahí siguen. Esa es, sin duda, de las mejores sátiras que he leído sobre los melodramas adolescentes típicos de la literatura juvenil. Lo malo es que luego sí resulta ser todo como una peli romántica y la supuesta parodia se queda en una gracieta puntual y una forma de alargar la trama con el típico malentendido entre la pareja principal. Mi gozo en un pozo.

fi2laUn minuto de silencio por todo ese potencial paródico tan cruelmente asesinado. Nunca te olvidaremos.

Otro problema importante son las incongruencias. Cuando se trata de hacer una buena historia sobre viajes en el tiempo hay que tener MUCHO cuidado para cuadrar bien las cosas. Geir no lo tiene. De hecho, más bien se inclina por poner lo que le conviene y no dar explicaciones esperando que cuele. Por ejemplo, si Gwen evita la muerte de James en el pasado entonces ya no podría haber conocido a su fantasma en el presente. Pero total, ¿a quién le importa cuadrar la trama? ¡Lo importante son las hormonas! ¡La gente estará demasiado ocupada babeando suspirando para darse cuanta de menudencias como que la historia a ratos no tiene sentido!

Sin contar la excesiva dependencia de las casualidades para que avance la historia. Y me refiero a situaciones de la magnitud de «resulta que esta llave que se me ocurrió coger por pura chiripa cuando pasé así como de refilón por una habitación es justo la necesaria para abrir esta arca fundamental para la trama», o «vuelvo una esquina y me encuentro con alguien que me proporciona unos papeles ultra secretos que lo explican todo». Mira, no. Poner eso y esperar que quien lee lo asuma sin más es una tomadura de pelo.

Por último tenemos el abuso del relleno. ¡La virgen cuanto relleno! Aquí no bastaría con unas tijeras, hay que meter una podadora automática y tres psicópatas con motosierras. Las divisiones entre los libros están como hechas a cuchillo, en plan «ya llevamos suficientes paginas, vamos a cortar y dejamos el siguiente capitulo para otro libro». Mas que ante una trilogía tenia la sensación de estar ante un único libro muuuy largo. Y, lo que es peor, alargado metiéndole relleno a casco porro. Y no ayuda que mucho del relleno sean situaciones cliché que no despiertan el mínimo interés. Por ejemplo, la clásica escena del baile donde la prota aparece monísima de la muerte en su flamante vestido y farda de ir con el chico guapo. Me aburrooo. ¡Si es que se llega a caer en la redundancia con tal de llenar páginas! ¿Por qué se repite tanto que son doce los viajeros del tiempo? ¿La autora tenía miedo de que no pudiéramos quedarnos con el numero? Normal, siendo un dato taaan complicado.

Si en lugar de tres se hubiera escrito un único libro habría sido muchísimo mejor. Pero claro, la pela es la pela y ¿por qué conformarse con vender un libro pudiendo vender tres?

Sin título

Sentencia

Es la historia de siempre, pero contada con arte. Si te gusta el género juvenil-romántico la recomiendo para pasar un rato ameno.

 

Anuncios

6 thoughts on “Reseña Trilogía el Amor más allá del Tiempo (Kerstin Geir)

  1. Justamente llevo unos días queriéndome descargar las películas basadas en estos libros. Vi parte de la primera y si, en cuanto estaban hablando de que la prima es la ultima viajera del tiempo y la tratan como una diosa supe que Gwen sería o la ultima viajera o la reencarnación de Cenicienta. Lo de los padres también lo vi venir. Pero en si es como tu dices (por lo menos lo que vi) inofensivo y con un tono desenfadado. Eso si no me acuerdo mucho del interés amoroso salvo que era castaño así que puede que lo vea inofensivo por ello.

    Me gusta

    • Hola Meri.

      No sabía que había películas, ahora las voy a ver por curiosiddad. Gracias por las información.

      Lo has expresado perfectamente: son las típicas novelas juveniles románticas, pero si eso es lo que buscas valen la pena porque su tono desenfadado hace que puedes pasar un rato entretenido. Y sobre el interés romántico, a veces y sobre todo al principio es repelentillo porque mira a Gwen por encima del hombro, ya que él lleva años preparándose para ser un viaje del tiempo y ella no; pero luego se disculpa cuando se da cuenta de que estaba siendo prejuicioso, y, desde luego, nada que ver con engendros como Hardin o Edward Cullen. Dentro del tópico es aceptable.

      Me gusta

  2. Hola! Justo yo empecé el primer libro cuando llegaron a la biblioteca municipal de mi ciudad pero fui incapaz de acabar siquiera el primero. Era todo tan típico y el chico me cayó tan rematadamente mal cuando apareció que lo di por imposible. En serio lo pregunto, ¿cómo puede haber chicas que suspiren por estos chulo-playas estilo Patch Cipriano o Cristian Grey? Yo soy una de estas mujeres y por muy guapo que sea la hostia se la lleva seguro y de paso los mando a la mierda, pero que vayan rápido para que les de tiempo a volver a por otra hostia si quieren.

    Me encanta tu estilo a la hora de criticar los libros, espero tu siguiente reseña con ganas. Bss

    Me gusta

    • Hola Mel. Muchas gracias por pasarte y por el cumplido. 🙂

      A mi me gustó el estilo desenfadado y Gwen, pero sabía lo que esperar y si el género no te gusta no creo que los disfrutes. Desde luego el romance es lo peor y hubiera sido mucho mejor que se suprimiera, la historia habría ganado mucho. Pero parace que es obligatorio en estos libros. Por lo menos hay chicas como tú que reconocen la toxicidad, que ya es un avance. El amor, que no surge de la nada como pasa en estas historias, no es excusa para perdonar todo. Si te trata como un zapato aire. Ojalá algún día pusieran eso en libros como este: “me gustas, pero como eres un capullo ahí que te den”. Fin.

      Respecto a por qué gusta, porque a las mujeres las educan desde la infancia en el amor romántico y lo deseable que es y demás. Así que luego muchas no saben detectar la toxicidad porque eso requiere deconstrucción.

      Siento decir que ahora el blog actualiza de higos a brevas porque tengo mucho que hacer, pero por aquí seguiré.
      Besos.

      Me gusta

  3. He visto las películas y me han gustado pero si que era todo muy evidente. Y como dices me hubiera gustado que entrenaran a Gwen para que no tuviera que quedarse desvalida, que dice la madre que es porque esperaba que fuera Charlotte y es mentira, al final todo dios sabía que era Gwen (que si el abuelo la había visto en otra época y el conde también). Pues le habría venido bien saber krat magá para que luego el tío no tuviera que quedar bien salvándola del acoso. Que hubiera ella sido capaz de romperles una rodilla.

    Xemerius es <3. ¡Spin-off con él ya!

    Me gusta

    • Buenas Sara.

      Pese a que una de las cosas que más me gustaban de Gwen era su normalidad el el buen sentido, o sea, que sí que me parecía una adolescente real, al contrario que otras muchas que pueblan la literatura, ¡por su caso en concreto justamente habría tenido excusa para que la entrenaran como especial! Puedo entender que igual no querían que se metiera en la logia, pero es na excusa débil porque podrían haberle enseñado otras ideas al margen de lo que dijera la logia y, sí, la preparación le habría venido muy bien. Más peligro corría estando tan indefensa y sin saber cómo actuar ni en quién confiar.

      Xemerius es el mejor y eso es así. Ojalá no hubiera salido Gideon y hubieran sido sólo el y Gwen.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s