Reseña Ai Yori Aoshi (Kou Fumizuki)

O la exaltación de la Yamato Nadeshiko

Yamato Nadeshiko es un término japonés que se emplea para referirse a la mujer ideal. Esta debe ser bella, delicada, joven (menos de veinticinco años), sumisa, callada, dulce, fiel y complaciente. Además de saber llevar la casa, ser buena madre y ensalzar los valores tradicionales japoneses. Vamos, lo que viene siendo un florero sin personalidad cuyo propósito en la vida es tener descendencia y ser el reposo de su dueño marido. Y sí, este anime está dedicado a decir que ese es el tipo de mujer ideal, porque claro ¿qué hombre no querría tener una bonita esclava doméstica y sexual? Y ¿qué mujer no quiere ser un objeto por y para hombres? ¿Estudios?, ¿trabajo?, ¿realización personal? ¡Pamplinas! Ni que las mujeres fueran seres humanos.

Sin título
Pero, como dijo Jack el destripador, vayamos por partes. A ver… mmm. ¡Urg! Pfff. Estoooo…*Selenita respira hondo, se retuerce y le salen sarpullidos.* El anime podría haber sido bueno. Hala, ya lo he dicho.

Parte de una base interesante: el matrimonio arreglado entre les herederes de prestigiosas familias dueñas de empresas. Este tipo de matrimonios siguen dándose en Japón y habría sido interesante ver como, bajo la apariencia de modernidad, perviven costumbres arcaicas tales como usar a les hijes para sellar alianzas. O como la noción de respetabilidad puede ser de de una hipocresía vomitiva, ya que Kaoru es hijo de una amante y lo desprecian por ello, pero lo separan de su madre a la fuerza para utilizarlo cuando no hay heredero legítimo. Sin embargo, el autor se marcó un Jack Sparrow y saludo a la oportunidad mientras pasaba. Lo anterior es una excusa para contar la típica historia de novela rosa de 1€ de prometides a la fuerza que se acaban enamorando.

Además, se intenta convertir el anime en una comedia harem, lo que se carga toda la seriedad. Resulta que Kaoru Hanabishi, el prota y típico chico torturado y más soso que un zapato asado, rompe el compromiso arreglado y las relaciones con los Hanabishi. Pero Aoi Sakuraba, a la que intentaban hacer dulce e ingenua, pero queda retramonger, está enamorada de él tras haber hablado dos veces de peques y va a buscarlo. Por excusa estúpida de harem número 32 terminan viviendo juntes, aunque fingiendo que ella es la casera de la residencia de Kaoru. Así ya hay excusa para que se puedan ir mudando más y más chicas, a saber:

Miyabi Kagurazaki, el prototipo de señorita Rottenmeier. Es la única que en lugar de perder el culo por Kaoru tiene el objetivo de ser una trabajadora eficiente, razón por la cual la pintan como una amargada desagradable.

Tina Foster, la extranjera liberal (léase como excusa para que sea una sobona con gusto por la ropa sepsi), rubia y de ojos azules (visión fetichizada que tienen en Japón de las extranjeras) cuya afición es manosearle las tetas a toda chica que se le ponga por delante para crear fanservice gratuito (¿veis lo que os decía?).

Taeko Minazuki, la voluptuosa retrasada que no se da cuenta de que está buena y por eso los tíos la usan para exhibirse mientras babean como mandriles en celo (en serio hombres del mundo, ¿no os da asco que os representen así?). Es taaan idiota que le dicen que es normal ir en cosplays sacados de Play Boy y se lo cree.

Mayu Miyuki, la tsundere.

Chika Minazuki, la lolita despreocupada e hiperactiva.

Por supuestísimo, aunque Kaoru no había tenido novia en su vida es aparecer Aoi y que haya que coger número para enamorarse de él: justo en ese momento aparecen tías que siempre habían estado enamoradas en secreto y, por razones a cual más estúpida, empiezan a colgarse de él todas las chicas que conoce. La palma se la lleva Chika, que después de que Kaoru la vea desnuda empieza a fantasear con casarse con él (¡¿?!).

Encima, la serie se hace muuuuy repetitiva y tópica. Los episodios se vuelven una sucesión de chistes manidos y excusas para poner fanservice: Tina tocando tetas, el capítulo de playa para poner a las chicas en biquini, el viaje a los baños termales en el que Kaoru acaba en el baño de mujeres por error, el momento de tensión sexual porque Kaoru pasa una noche en la misma habitación que otra, la fiesta de disfraces para ver a las chicas en disfraces sensuales (a los hombres no, claro), etcétera, etcétera.

Sin título

Y si no es un harem, porque no hay ninguna duda razonable de que Kaoru se vaya a quedar con otra que no sea Aoi; no funciona como comedia, porque es sosa y más repetía que el ajo; y no es una crítica a las costumbres arcaicas japonesas. ¿Qué queda? Lo que dije al principio, un montón de capítulos cansinos en los que se dedican a ensalzar la figura de la Yamato Nadeshiko poniendo a Aoi como esclava mujer ideal. He aquí los valores que se ensalzan en el anime:

La mujer ideal es pasiva y abnegada: Aoi espera en un rincón aguantando que otras le tiren los trastos al chico que le gusta hasta que este se digne a hacerle caso. El que tiene que actuar es él, que para eso es el hombre. Si tomamos la iniciativa los podemos agobiar, pobretes.

La mujer ideal es dependiente y débil: Aoi necesita ser salvada y cuidada hasta extremos tan ridículos como que se pierde y no es capaz de preguntarle a alguien dónde está, se pone a lloriquear hasta que Kaoru la encuentra. Pfff. ¿Cuántos años tienes, tres?

La mujer ideal es la reina de la casa: no hay mejor mujer que la que tiene la casa perfecta y la cena preparada para complacer a su marido cuando vuelva del curro. Si el hombre compartiera esos quehaceres secundarios no se podría dedicar a triunfar en la vida y eso es cortarle las alas.

La mujer ideal vive por y para su hombre: su función en la vida es estar ahí para consolarlo y hacerlo sentir a gusto. Incluso si él no se digna a soltar prenda ella ha de arreglárselas para adivinar lo que piensa y ayudarlo. Una mujer es feliz si su marido es feliz.

Por supuesto, todo lo anterior te lo hacen ver como: «¡Fua! ¡Pero que remonísima y fantabulosa es la chica! No como las demás, que al ser decididas, activas, independientes o tener vida propia no satisfacen plenamente al pobre Kaoru. ¡Qué suerte tiene este de tener a Aoi! ¡¿Por qué no pueden ser todas las mujeres como ella?!»

Sentencia

Patético y soso intento de comedia harem con machismo del rancio de regalo.

 

Anuncios

Reseña Hetalia (Hidekaz Himaruya)

O la diferencia entre hacer las cosas bien y buscar vender

Esta reseña va dedicada a Emil, Olivier y Paula, aunque igual me odian y bloquean cuando la lean, pero ahí queda el detalle (¿?).

Me describieron este anime como una mezcla entre revisionismo y fanservice yaoi (combinación extraña donde las haya), por lo que esperaba lo peor, sin embargo, no me ha parecido ni de lejos para tanto. De hecho me ha resultado entretenido (a ratos). No obstante, no será para tirarlo a un tanque de pirañas radiactivas, pero sí hay bastante que criticar.

No tiene argumento como tal, se supone (nótese la cursiva, es intencionada) que son historietas político-históricas centradas en el Eje y los Aliados durante la IIGM (aunque luego el autor va poniendo todo lo que se le ocurre), plasmadas a partir de representaciones antropomórficas de los países. Con esa base, si eres una genialidad que sabe un montón de historia, política y cultura puedes hacer una obra maestra con capas y capas de significado. Si conoces de dichos temas lo mismo que yo de astronomía puedes hacer… Hetalia.

Kodama: ¿Y qué sabes tú de astronomía?

Selenita: Que las estrellas no son los grandes reyes del pasado sino bolas de fuego que vemos sólo por la noche porque están muuuy lejos. También se que hay algo llamado constelaciones, más que nada porque lo oí en Saint Seiya; y que la Estrella Polar y la Cruz del Sur sirven para orientarse en los hemisferios, aunque no se dónde están ni cómo hacer eso.

Entiendo que estando la obra basada en la IIGM puede percibirse como irrespetuoso hacer cachondeo barato y cliché de una de las grandes tragedias de la humanidad, pero para que pudiera ser revisionista debería adjudicársele valor cultural e histórico y eso sería sobrevalorarla MUCHO. Ni el anime es histórica y culturalmente correcto ni creo que lo pretenda (espero sinceramente que no, porque si Himaruya lo pretendía y eso es lo mejor que ha sabido hacer…). De vez en cuando tiene momentos brillantes, pero son tan esporádicos y poco aprovechados que me hacen plantearme si ha sido intencionado o al creador le ha «sonado la flauta» de chiripa. Como soy mala persona apuesto por la segunda opción. Por lo que como alguien me diga que Hetalia le ha enseñado historia y/o política, y lo he oído más de una vez y de dos, me río en su cara y le aporreo la cabeza con uno de los libros de mi carrera. Y tengo varios de tapa dura y MUY gordos. Es una amenaza.

23954_58b35c9468150Gráfica que plasma perfectamente el valor político, cultural e histórico de Hetalia.

Las situaciones están pensadas para hacer chistes facilones y las representaciones de los países son estereotipos con patas al servicio de la comedia… y de las descaradas insinuaciones yaoi. El autor se daría cuenta de que el filón estaba en insinuar y forrarse vendiendo doujinshi porque VAYA si explota el tema (cuando es la primera sugerencia que da el buscador entiendes por dónde van los tiros). En general me parece un anime simplón para matar el rato y hacerte cosplays. Diría que sus mayores defectos son: primero, que cuando le da por un chiste se repite como el ajo hasta lograr que ruegues que no siga con él. Pfff, no hay forma más efectiva de estropear una chanza. Y eso suponiendo que fuera graciosa, porque como desde el principio no tuviera gracia apaga y vámonos. Lo que me lleva al segundo defecto: varias bufonadas no resultan divertidas porque hacen referencia a algo tan sacado de contexto o específico que hace falta una nota explicativa para entender a qué se refiere el autor. Pista: si necesitas explicar un chiste es un mal chiste. Ejemplo: Ucrania en el siglo XI haciendo una gracieta sobre enseñar las tetas en televisión (¡¿?!).

Eso sí, necesito rajar del machismo. El anime tiene insinuaciones yaoi porque los protas y prácticamente todo el elenco son (cis)hombres. Esto me toca las narices por la mentalidad que tiene detrás. Vamos a ver, son representaciones antropomórficas de países, no tiene sentido que tengan género ni sexo. El género y el sexo son una realidad aplicable a personas. Deberían ser de género neutro o fluido y/o sin sexo. Ponerlos como hombres cis manda y refuerza el típico mensaje machista de que son estos los que representan a la humanidad y lo demás es subsidiario. No obstante, lo peor es que cuando aparecen las pocas (cis)mujeres que hay desearías que no lo hubieran hecho. Me explico, pese a las inexactitudes, prejuicios, invenciones y que sigo preguntándome de dónde ha salido la representación de algunos países (cofcofPoloniacofcof), al menos con los hombres se ha intentado que hagan referencia al país que encarnan. Las mujeres no hacen alusión de ninguna manera a sus países, son puros estereotipos de género:

– Bielorrusia: muy guapa, pero en realidad es una yandere aterradora que quiere a toda costa follarse a casarse con su hermano Rusia porque le da morbo el incesto.

– Ucrania: voluptuosa torpe con senos tamaño melones que botan cual súper Mario en cuanto se mueve medio milímetro. Para más inri, cuando eso pasa suena «boing».

– Liechtenstein: cría moe que va todo el rato detrás de su hermano Suiza diciendo «onii-sama» y busca su aprobación.

– Hungría: marimacha violenta a la que no le gustan demasiado las «cosas de chicas» como vestidos y está más a gusto haciendo actividades «de hombres» como pelear.

– Bélgica: mujer dulce y tranquila a la que le gustan cosas «femeninas» como cocinar postres, rollo esposa ideal.

– Seychelles: chica inocente y despreocupada que muchas veces no pilla qué está pasando y tiende a ser hiperactiva.

– Principado de Wy: niña pequeña que quiere ir de madura y con carácter, pero se nota a leguas que es bastante infantil.

También quiero mencionar el tufo a racismo. En las primeras temporadas el blanqueamiento es cosa de la animación, pero Himaruya hace cosas que te ponen la mosca tras la oreja:

– Hablar de la URSS y sólo molestarse en diseñar a los países blancos y europeos: Rusia, los bálticos y los europeos orientales; ignorando a los del Cáucaso y Asia (Moldavia no sale en el anime, pero existe en el manga, el resto no).

– Poner que EEUU y Canadá (los latinos, menos Cuba, ni existen) aparecieron espontáneamente en un territorio donde no había nadie. Por poca idea que tengas de historia tienes que saber que América se CONQUISTÓ. Hay cosas que están muy feas e ignorar deliberadamente uno de los mayores genocidios de la historia es una.

serhumano2

Sentencia

Un anime para matar el rato que va a lo que va, no hay más. Conocerlo te servirá para saber que esa gente con banderas en los salones del manga no son manifestantes.

PS: Acabaré leyendo fanfic porque me han dicho que es ahí donde está la chicha y porque, lo confieso, me dan curiosidad varias parejas y todo lo no heteronormativo es bien.

Reseña Yuri!!! on Ice (Sayo Yamamoto)

Tampoco tiremos cohetes

Yuri!!! On Ice ha sido uno de los animes más comentados de la temporada de otoño.  Se trata de un anime de patinaje artístico sobre hielo en el que, según leía en comentarios a través de Twitter, se ponía en el centro del hilo argumental una relación romántica bastante clara entre dos chicos que surgía, además, de una manera espontánea. Como no podría ser de otra manera, me picó la curiosidad y me puse a verlo para comprobar si era cierto.

sin-titulo

Empecemos por el argumento. Yuri Katsuki es un joven patinador sobre hielo que, tras una competición en la que queda en último lugar, decide volver a su ciudad natal. Un buen día, y de buenas a primeras, se encuentra allí mismo con Viktor Nikiforov, una leyenda del patinaje artístico y al cual Yuri siempre había admirado, dispuesto a convertirse en su entrenador después de haber visto un video de Yuri patinando (sí, el argumento comienza siendo poco creíble). A partir de ahí, Yuri, junto con su entrenador Viktor, vuelve a competir mientras la relación entre ambos chicos se va estrechando.

Aunque, siendo realista, está lejos de ser una obra de arte, en general el anime se me ha hecho ameno. Tengo que confesar que a mí, personalmente, me aburren los animes de deportes (a pesar de que en la vida real me encanta el deporte 😜) porque los veo muy repetitivos y predecibles, pero con éste no me aburrí ni se me hizo pesado, y eso se agradece.

Los personajes están bien individualizados y cada uno de ellos compite atendiendo a sus propias motivaciones, unas más normales y sanas, y otras no tanto (ejem). Cuando está en la pista, cada personaje va soltando un rollo a veces infumable sobre lo que va sintiendo, reflejándolo a su vez en cada movimiento de su actuación, lo que provoca una conexión que puede llegar a ser hasta bonita, pero otras veces se da una especie de sentimentalismo exagerado que no produce un buen efecto y roza la parodia. Supongo que se intenta reflejar la pasión de los personajes por lo que hacen en la pista pero no siempre funciona.

yurionice2

Después de estas consideraciones generales, vamos a quid de la cuestión y centrémonos ya en la relación de Yuri y Viktor. Después de verlo, creo que este optimismo y estas buenas críticas de las que hablaba están justificadas en parte pero, desde mi punto de vista, sigue teniendo pegas.

Tiene un punto fuerte. Al principio me daba la sensación de que Viktor estaba siendo demasiado invasivo con Yuri, y ya me temía que iba a ocurrir lo de siempre: una relación tóxica en la que uno acosa al otro pero que todo el mundo ve guay porque a ese otro supuestamente le gusta en el fondo, todo mezclado con fanservice a porrillo. Pero no. Conforme avanza la trama te vas dando cuenta de que Yuri siente lo mismo que Viktor y lo va exteriorizando de manera que al final queda una relación bastante equilibrada y muy recíproca. Especialmente me parecieron tiernos esos gestos espontáneos de cariño tanto de Viktor hacia Yuri como de Yuri hacia Viktor (confieso que hay escenas en las que notaba que me derretía de ternura XD). Es decir, huye de la toxicidad extrema a la que nos tiene acostumbradas el yaoi o el shounen-ai (aprovecho para invitaros a echar un vistazo a las reseñas de Sekaiichi Hatsukoi, Junjou Romantica y You’re my Loveprize in Viewfinder hechas por mi compañera Selenita para comprobar dónde estaba el listón y cómo, en comparación, este anime parece genial).

yuri-on-ice3

El punto débil, en mi opinión, sería el siguiente. Aunque me ha parecido una relación romántica de manera inequívoca,  tiene un error que para mí es muy importante: en ningún momento esa relación de amor se hace “oficial” de manera explícita. Es decir, para mí habría tenido muchísima importancia que se hubiera dicho, en voz alta, sin medias tintas, sin ningún margen para la interpretación, que eran pareja. Cuando había alguna escena en la que de alguna manera dijeran que podrían ser pareja, siempre se hace con un matiz humorístico, en ningún caso serio o como si fuera algo sin importancia.

Sin duda, es un paso adelante que se traten estas relaciones con esta espontaneidad pero, lo dicho, necesito que sea más explícito, que “sea dicho”, no mediante suposiciones, gestos, aunque estos sean clarísimos. Necesito que las cosas sean llamadas por su nombre, y es eso precisamente lo que sigo echando en falta, romper ese tabú.

Para concluir, me ha parecido un anime aceptable. En cuanto a argumento no está nada mal (sin pasarse, no obstante). En cuanto al tratamiento de la relación de amor entre los dos chicos, como vengo diciendo, hay igualmente mucho margen de mejora, pero sin duda es mejor que otros que tratan el tema y, por lo tanto, es un pequeño avance.

Clausura y Resultados del Evento

Pues hasta aquí hemos llegado. No ha habido mucha participación, pero casi que tendría que alegrarme de ello. Esto es lo que me va a tocar reseñar:

Ganador

octubre02_1

Este es el libro que destriparé capítulo a capítulo. Por lo visto es una joyita sacada de wattpad y que tiene toda la pinta de ser la prima hermanda del tristemente célebre After. Esto promete.

tumblr_inline_oadx9n657w1u8649n_500

Demás obras que reseñaré

Acá todo lo demás que me va a tocar tragarme. Las reseñas irán saliendo poco a poco.

51yh8n+NrPL._AC_UL320_SR210,320_

Novela de ci-fi, psicológica y de misterio, respectivamente, que resultan ser de mis géneros favoritos junto con la fantasía. Pero teniendo en cuenta de qué iba el evento a ver si va a ser una retorcida trampa para que me confíe y en realidad son las más horriespantosas de todas las recomendaciones.

Sin título

Hola, millonésimas copias de Crepúsculo que narran el romance entre un bichostraño y una chica humana. Eso sí, ¡qué majete que es mote del autor del primero! Voy a estar llamándolo celofán de aquí a la eternidad, me temo. Y el segundo, con ese nombre, parecería que lo ha promocionado McDonalds. Una Saga Lux con patatas deluxe y bebida grande, por favor.

1-_Ciudad_de_Hueso

En su momento pasé de estos libros, pero parece que ellos no pasan de mi y voy a tener que enfrentarme finalmente a ellos. Por cierto, las portadas parecen hechas por el típico cazurro que siempre te corta media cabeza cuando le pides que te saque una foto.

libro_1361055429

Casualidades de la vida, justo tengo pendiente colgar la reseña de Los pilares de la Tierra. Como no ha resultado pesado ni nada, que bien que me toque otro libro de Follett de más de 1.000 páginas. Yujuuu…

9788497939164

Moccia otra vez más su sucedáneo marca blanca. Pfff. Mirando el lado positivo igual así se me cura el insomnio.

Mi_hombre_1_Seducci_n.

Porno barato machista. ¿En serio hace falta decir algo más?

2ns2rro

Tiene pinta de ser una trilogía rollo Harry Potter de estas que salieron como setas a la sombra del primero. Espero que al menos me pueda reír de ellos.

Beautifulworld

El único anime de la lista. Llevo años con él pendiente, así que ya tengo una excusa para quitármelo de encima. Además, con las opiniones tan dispares que he oído de él tengo ganas de ver qué me encuentro. Por cierto, ¿alguien me puede aclarar si se pronuncia «etalia» o «jetalia»? Cada vez que lo digo de una manera me corrigen a la otra.

nino_con_el_pijama_de_rayas-bolsillo-300dpi-pantalla

Otro título del que pasé en su momento y ahora viene a por mi. Por lo menos es bien cortito.

Y eso es todo, que no es poco.

Evento de No Cumpleaños del blog: fustiga a Selenita

Parece que fue ayer cuando abrimos y resulta que ya hace más de una año que estamos repartiendo maldad por la blogosfera. Ains, como pasa el tiempo.

Sin título

Pero bueno, a lo que iba. Como el nombre indica este es un evento para celebrar el no cumpleaños de nuestro blog. ¿Por qué no cumpleaños? Pues porque en Marzo no teníamos tiempo, somos mujeres ocupadas mentira, en realidad se nos olvidó. Y además hemos llegado a la increíble cantidad de ¡30 (70 en twitter)! seguidores oficiales (sabemos que tenemos bastantes en la sombra y también les estamos muy agradecidas). Así que queríamos hacer algo para conmemorar que ya llevamos más de un año por aquí y que nos hemos convertido en unas blogstar con repercusión mediática y tal. Como no tenemos presupuesto para contratar a bailarines y osos en monociclo hemos pensado celebrarlo como mejor se nos da: con sangre. Lo que me lleva a la parte de fustigarme (no literalmente, guardad esos látigos, no me obliguéis a sacar la escopeta).

¿Sufristeis en el colegio con las lecturas obligatorias?

¿Os encantaría ver destrozado un libro, pero no queréis tener que leerlo?

¡Ésta es la vuestra!

Podréis recomendarme leer los libros más basura que se os ocurran y regodearos al ver como me retuerzo mientras me los tengo que leer sí o sí.

Sin título

En efecto, este evento va de que podréis elegir lo que reseñaré, pero será una reseña muy especial que compartiré capítulo a capítulo para que podáis apreciar bien como me desespero y caigo en la locura. Luego ya, si eso no os parece suficiente diversión, Kodama bailará para vosotros con un sostén de cocos y una falda de palmera.

Reglas:

– Durante 10 días a partir de hoy podréis proponer en los comentarios los libros que queráis. Me comprometo a colgar una reseña de todos. Aquél que obtenga más votos será el que destroce con saña capítulo a capítulo. En caso de que hubiera empate se elegirá a sorteo.

– Para participar no hace falta seguir el blog, tener cuenta, promocionarnos en las redes ni nada de nada (aunque si insistís no os diré que no). Puede participar quien quiera. Es más, por si alguien no lo sabe aclaro que los comentarios siempre están totalmente abiertos para que pueda comentar cualquier persona.

– Tenéis 3 votos por barba. Y para listillos/as que quieran trampear: aviso de que puedo comprobar la IP de quien comenta, así que si aparecen casualmente tropecientos anónimos recomendando todos igual sospecharé y, si veo que son el mismo, sus votos sólo computarán una vez.

– Vale cualquier libro mientras sea de narrativa. Nada de recomendar libros de cocina pastelosa para morir de diabetes, guías de viajes, tratados de filosofía, ni cosas tipo Bonitos ataúdes para hacer tu misma o Kama-sutra.

Mangas, cómic y animes también valen, pero con un límite de 30 capítulos o 15 tomos. No pienso ver ni leer obras infinitas tipo One Piece, Fairy Tale o similares.

– De 50 Sombras de Grey o After ya se ha dicho todo lo que podía decirse y estoy segura de que hay otros libros malos que destrozar, así que esos no valen. Un poco de originalidad nunca viene mal.

– No valen obras que ya estén reseñadas, sufrí bastante una vez y no me da la gana volver a pasar por ello.

– No valen contra votos.

– Tened maldad (que sé que lo estáis deseando).

Sin título

Reseña Kannazuki no Miko (Tetsuya Yanagisawa)

Buen intento, pero lo que importa es el resultado

¿Los que parecen adolescentes normales resultan ser los elegidos de una profecía y tener poderes especies? ¿Sólo ellos pueden manejar unas máquinas que son la última esperanza de la humanidad? ¿Se ven obligados a afrontar un destino que los hace desgraciados? ¡O Dios mío, esto es el culmen de la originalidad! Bueno, igual nos suena de algo. Vale, ya lo hemos visto mil veces, ¡pero oye! Hay amor, batallas épicas y mitología, ¿qué más se puede pedir? La respuesta es muuuchas cosas, como coherencia y buen manejo argumental, por ejemplo. La idea tiene potencial, pero no cuaja porque esta tratada con una maestría digna de Mortadelo y Filemón. Los elementos mencionados, más que combinarse, se suceden «a cachos», como si estuviéramos ante un collage en el que se fueran poniendo al azar partes (algunas que no pegan ni con cola y hay que echarles súper glue) de romance, peleas o mitos.

La mitología merece un párrafo aparte para decir que he visto creepypastes de Pokémon con más sentido. Parece que a la hora de escribir el guión dijeron: «Necesitamos una excusa para sacar mechas y hacer los amores imposibles, ¿decimos que lo hizo un mago o buscamos un par de leyendas antiguas y las nombramos al azar? Venga, lo segundo mismamente». Y por favor o por dinero, que alguien me explique que tienen que ver los dioses de antaño con robots gigantes.

Sin títuloVoy a echar la típica escenita de celos entre colegiales y un duelo entre mechas, a ver que sale.

La forma de contar la historia provoca que sucedan cosas a las que les falta sentido, sobre todo común por parte de los personajes. Llamadme rara, pero si me encontrara en una situación comparable al inicio de La guerra de los mundos echaría a correr, cogería el primer vuelo que saliera del país y al bajar del avión seguiría corriendo; sin embargo, aquí parece que lo llevan bien. ¿Ataques de histeria?, ¿problemas derivados de los destrozos?, ¿¡preguntarse qué diablos está pasando!? Naaa, sigamos con nuestra vida, aquí no ha pasado nada. He oído que los japoneses son gente muy tranquila, pero de ahí a ver algo así y al día siguiente salir a la calle tan pancho hay un trecho. Y si después de vivir lo anterior alguien me dijera que está preocupado por cómo organizar una cita dudaría seriamente de su salud mental. DESTRIPE Aquí después de que el pueblo termine medio destruido, al aparecer máquinas humanoides gigantes, todo el mundo vuelve a la escuela o trabajo y se comporta con normalidad. Y, al poco tiempo, Souma y Himeko quedan. ¡Sí que se han tomado bien lo de que se acerca el fin del mundo! FIN DESTRIPE

Además, a ratos sospechaba que estaba ante una forma secreta del Gobierno Japonés de detectar a detectives y videntes. Así se explicaría que la trama tenga más agujeros que un queso gruyer. El objetivo era que el espectador hiciera un ejercicio de deducción y adivinación, porque esa es la única manera de entender cómo y por qué suceden la mayoría de las cosas basándose en el par de datos que te dan (cuando se sienten lo bastante generosos como para dártelos en lugar de dejarlo todo en el aire). DESTRIPE El hermano adoptivo de Souma tiene relación con la profecía de las sacerdotisas, pero no dicen cuál ni por qué. Se supone que todo está destinado y luego Souma y Chikane pueden cambiarse de bando como el que se cambia de ropa, esta última sin consecuencias. Y el final es una fumada que no aclara cómo salvan el mundo ni por qué Chikane es capaz de reencarnarse cuando le da la gana. FIN DESTRIPE A lo mejor es que yo no he superado. Sí, será eso y no que el anime pretende abarcar mucho y lo deja todo a medias.

Ya nos hemos ensañado bastante, digooo… ya hemos analizado de forma seria y objetiva la historia. Ahora hablemos de los personajes.

Chikane Himemiya es guapa, inteligente, hipócrita simpática, con un cuerpazo y la mejor en estudios y deportes. Sin contar que tiene una fortuna que no se consigue ni trabajando dos vidas (en un negocio legal, claro) y vive en un pueblo lleno de gente sin vida propia que se dedica a adorarla. Sí, su marysueismo golpea cual patada voladora de Chuck Norris. Lo único que le da puntos y la hace tolerable es ser el personaje más complejo (aunque con la competencia que tiene se podría decir que es la única con algo de complejidad), pero cuando le da por hacerse violadora te dan ganas de coger esos puntos y tirarlos por un barranco, y a ella detrás.

Sin títuloEsto le hacía yo a quienes justifican agresiones sexuales en el nombre del amor.

Himeko Kurusugawa es la típica chica mongola ingenua, dulce y patosa que no se valora, pero luego resulta (¡o casualidad!) que tiene detrás a los más deseados del lugar. Al menos no es todo el rato una idiota sin personalidad, ni una inútil total (aunque unas collejas para espabilarla no le habrían venido mal). Pero también pierde el poco encanto que tenía cuando le da por actuar como si las agresiones sexuales no tuvieran importancia.

Y Souma Oogami es el héroe abnegado dispuesto a hacer lo correcto aunque no consiga nada a cambio, o sea, todo un caballero andante, sólo que en vez de tener un caballo blanco tiene un robot gigante, que es más moderno. Su apología del deber por el deber sin plantearse siquiera otra opción emocionaría al mismísimo Kant. Una pena que no se profundice más en su historia, tenía potencial, pero termina siendo un típico bueno más plano que una chancla.

Los villanos son de traca. Su deseo de destruir el mundo tiene sentido y podrían haber sido profundos e interesantes de estar trabajados. Sin embargo, excepto la hermana Miyako y Tsubasa (que pedían ya no a gritos sino con focos y cohetes que los trataran en mayor profundidad), están mal planteados, peor logrados y no te los puedes tomar en serio. DESTRIME Especial mención a la mangaka, que se la pasa currando porque tiene que entregar un capítulo (¡¿?!), pero vamos a ver, que vas a destruir el mundo, ¿recuerdas? Y de la chica-gato mejor ni hablar. FIN DESTRIPE Son los típicos enemigos «carne de cañón» que solo están ahí para que los buenos les pateen el trasero (de la manera más estúpida posible) y así demuestren lo buenos buenísimos que son. Su nivel de patetismo es tal que rozan la parodia y no sabes si reírte o sentir pena por ellos.

Sin títuloEsos enemigos cuya única posibilidad de matarte es de un ataque de risa.

A los secundarios no los nombro porque a muchos no se han molestado ni en ponerles nombre, así que ya os podéis hacer una idea de lo importantes que son.

Sentencia

Esto tenía madera para ser un buen anime que mezclara leyendas, guerras y sentimientos, pero se ha quedado en uno típico y cutre.

Reseña Oniisama e… (Osamu Dezaki)

Hoy os traigo la reseña de este anime de 1991, aunque el manga en el que se basa se remonta a los años setenta.

Está claro que no se lo habrá visto/leído ni dios pero, bueno, me hacía ilusión reseñarlo porque no me ha dejado indiferente por unas cosas o por otras como sí suele hacerlo la mayoría de los animes que veo.

El título fue traducido al castellano como “Escuela de Cenicientas” (¡¿?!), si bien podría haberse llamado “Escuela de Psicópatas” y habría encajado muchísimo mejor. Los personajes conforman una recopilación de enfermedades mentales y a duras penas encuentras a alguien sano.

1Argumento

Nanako Misono es una muchacha que comienza una nueva etapa estudiantil en un colegio de élite para chicas. A través de cartas, le va relatando los problemas a los que se va enfrentando a Henmi Takehiko, su antiguo profesor, al que ella llama onii-sama (hermano mayor). En otras palabras, la muchacha es una pesada que le cuenta sus movidas en su nueva escuela a este chico, que me imagino no le queda otra que leerlas.

Personajes

En general son buenos personajes, complejos, impredecibles, bien hechos. Evolucionan desde el comienzo hasta el final de la serie.

Nanako Misono: la prota. Es buena chiquilla, pero tontilla. La manejan cual títere sin voluntad.

Tomoko Arikura: la mejor amiga de Nanako. Una chica normal, alegre, con más carácter.

Mariko Shinobu: la otra amiga de Nanako. Tiene ciertos desequilibrios mentales. Stalker y con tendencias pirómanas.

Rei Asaka (o su mote, Saint-Just): una especie de emo con traje de caballero burgués y pelo verde y largo al viento. Si pudiera describir a esta chica en un par de palabras serían esperpento y depresión, tanto la que ella tiene como la que te produce a ti.

Kaoru Orihara: diría que es la única cuerda y con sentido común de toda la serie.

Fukiko Ichinomiya: la más loca de todas. Idas de pinza constantes y homicida en potencia. Le encanta acuchillar y romper cosas cuando se cabrea. Tiene muy mala hostia.

Henmi Takehiko: el onii-san de la prota. Es el personaje tostón de la serie. Está ahí, como podría estar un mueble, y tiene vínculos con más de un personaje de la serie aunque realmente, quitando los capítulos finales, aporta poco a la trama.

2Fukiko, muy cabreada. Acojona, ¿eh?

El drama

En principio me parecieron todas unas niñas pijas insoportables. Y no me equivocaba. El caso es que este hecho unido a la locura de los personajes producía una trama muy trágica y exagerada que en mí provocó el efecto contrario: descojone casi continuo. Y no entiendo cómo, porque trata temas espinosos y oscuros. Supongo que tengo cierta tendencia a tomármelo todo a cachondeo.

Hay de todo. Hostias, intentos de homicidio y de asesinato, suicidios, más hostias, pirómanas, bullying, gritos, más hostias, retenciones ilegales, daños en el mobiliario, muertes estúpidas, más hostias. Todo tipo de sentimientos: amor, desamor, amistad, envidias, celos, locuras, depresiones, desesperación.

Escenas habituales en cualquier capítulo:

3¡RAAAAAAAAAAAAAAAAACA!
4¡BIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIMBA!
5¡CATAPLUUUUUUUUUUUUUUUM!
6¡¡AAOOOOOOOOOOOOOOOOOWAAAA!!
7¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡AJUFHGFUHJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJJ!!!!!!!!!!

Un aspecto que parece denunciar este anime es el clasismo cuyo reflejo más claro se ve en la existencia en la escuela de un grupo de élite llamado “Sorority” (y lo pongo entre comillas porque poco o nada tiene que ver con lo que yo entiendo por sororidad) en el que sólo las chicas más repipis pueden entrar. Al mando está Fukiko, acompañada siempre de unas cuantas tías muy pelotas que la siguen cual perrito faldero.

Otras cositas

Hay algo a lo que no suelo darle ninguna importancia, pero esta vez no podía dejarlo pasar: el dibujo es horrible. “Pero no seas puta, Kodama, ¡que es de los años 90!” Por supuesto que es excusable, pero este dibujo me ha parecido feo incluso con el matiz de aterrador.

Hay dos diseños básicos en los personajes: primero, las chicas, que parecen muñecas de porcelana de éstas chungas que dan yuyu y, segundo, las chicas con aspecto “masculino” y los chicos, que parecen tener el mismo diseño y son más feos que su padre, con formas toscas y desproporcionadas. No te queda otro remedio que acostumbrarte.

8 Aspecto promedio de las protagonistas
9MATADME, POR FAVOR. YA HE SUFRIDO SUFICIENTE

Mucha gente se preguntará, ¿hay yuri? Y es que en ocasiones he visto este anime clasificado como shoujo-ai y hay mucha fan que shippea a las protagonistas (y confieso que fue la razón por la que me animé a verlo). Hay cierta ambigüedad a veces pero definitivamente, en mi opinión, no lo hay. Cuando parece que va a haberlo, de repente el asunto se olvida, se diluye, o simplemente se centra más en otros elementos de la trama. Por tanto, no, ni las migajas.

Sentencia

A pesar de todo lo dicho, no me ha aburrido en ningún momento. Este estúpido anime me ha tenido enganchada y deseando saber qué pasaba en el siguiente capítulo. Evolución de los personajes y de la trama muy buena y emoción hasta el final. Recomendado queda.