¡Inocentes!

Sin título

Guardad el champán que no nos vamos a ningún sitio. Seguiremos dando la murga en este humilde blog hasta que nos hartemos o prohíban la libertad de expresión, una de dos. Vamos, que nos queda para rato.

Me encanta este día, ¿no es ideal para destruir ilusiones? Muajajaja. Pero, ¿alguien sabe el origen de esta fiesta? A los que digan que es en honor a los niños que asesino el malvadísimo rey Herodes tratando de encontrar Jesús, y que por eso a los pobres niños los han considerado mártires y todo eso les respondo… ¡inocentes!

Resulta que dicha matanza nunca ocurrió. Mateo, el evangelista, nos la ha colado y hemos caído de cabeza y con to’o la boca por delante. ¿No es curioso? Resulta que el día oficial de las inocentadas tiene su origen en una inocentada.

Herodes I el Grande es cierto que era un tipo que, digámoslo así, no desentonaría en Juego de Tronos. No sólo hizo asesinar a toda una familia rival para asegurarse de que no trataran de quitarle el poder, también se cargó a su suegro, sus dos cuñados, una de sus esposas y tres de sus hijos, por si acaso.

Sin título

Así que conociendo su historial no sería tan inverosímil que le diera por cepillarse a todos los niños menores de dos años, ¿verdad?. Sin embargo, pese a que un episodio tal como el asesinato en masa de infantes sería algo muy grave y notorio, no hay la más mínima referencia histórica a él. Algo doblemente extraño porque la vida y obra de Herodes está bastante bien documentada. Si realmente ocurrió, ¿cómo es posible que nadie se diera cuenta? ¿Los progenitores encontraron estupendo que se cargaran a sus hijos y no sólo no hicieron nada al respecto sino que se callaron como &$%&? ¿Todos los historiadores estaban de vacaciones justo en ese momento? Ni siquiera Flavio Josefo que, en su obra Las antigüedades de los judíos, relató detallamente la vida de Herodes dice ni mu. Sólo ese inmenso silencio ya es así como que muy sospechoso.

La única referencia es este suceso está en unos escuetos versículos del evangelio de san Mateo (2, 13-23):

«13 Y cuando hubieron partido, he aquí un ángel del Señor se le apareció en sueños a José, diciendo: Levántate, y toma al niño y a su madre, y huye a Egipto, y quédate allá hasta que yo te lo diga, porque acontecerá que Herodes buscará al niño para matarlo. (¡Qué precisos eran en ese tiempo los mensajes de Dios! Ya podía aplicarse más ahora, que parece que la única manifestación actual es salir en tostadas.)

14 Y él, despertando, tomó de noche el niño y a su madre, y se fue a Egipto; (Parece que, sabiendo la matanza que se acercaba, José y María no se molestaron en avisar a nadie para que también pudiera salvar a sus hijos. Que majos, ¿no?)

15 y estuvo allá hasta la muerte de Herodes, para que se cumpliese lo que el Señor declaró por medio del profeta, cuando dijo: De Egipto llamé a mi Hijo.

16 Herodes entonces, cuando se vio burlado por los magos, se enojó mucho, y mandó matar a todos los niños menores de dos años que había en Belén y en todos sus alrededores, conforme al tiempo que había averiguado de los magos.

17 Entonces se cumplió lo dicho por medio del profeta Jeremías, cuando dijo:

18 Voz fue oída en Ramá, grande lamentación, lloro y gemido; Raquel (¿y esta aparición estelar?) que llora por sus hijos, y no quiso ser consolada, porque perecieron.

19 Pero cuando hubo muerto Herodes, he aquí, un ángel del Señor se le apareció en sueños a José en Egipto,

20 diciendo: Levántate, y toma al niño y a su madre, y vete a la tierra de Israel, que ya han muerto los que procuraban la muerte del niño.

21 Entonces él se levantó, y tomó al niño y a su madre, y se fue a la tierra de Israel.

22 Pero cuando oyó que Arquelao reinaba en Judea en lugar de Herodes, su padre, temió ir allá; y advertido por revelación, en sueños, se fue a la región de Galilea. (Entonces, ¿la primera revelación era una broma de Dios, o es que el ángel estaba disconforme con su trabajo y no pasó bien en primer mensaje? Parece que ni del servicio de mensajería celestial te puedes fiar.)

23 Y vino y habitó en la ciudad que se llama Nazaret, para que se cumpliese lo que fue dicho por medio de los profetas, que había de ser llamado nazareno.» (Espera un momento, ¡¿Dios permitió que sucediera todo esto, porque bien que podría haberlo evitado si se supone que es omnipotente, sólo para que se cumplieran profecías!? Pues menos mal que Dios es amor y tal porque si no…)

¡Ya’ta! ¡Ese texto es la única fuente! Pero por si alguien sigue dudando, porque, claro, ante datos tan realistas y convincentes es difícil no dudar, resulta que ¡esos versículos se contradicen con lo que dicen los demás evangelistas! O más bien con lo que no dicen, ya que ninguno de los otros tres hace ni la más somera alusión a un hecho tan importante. ¿No deberían haberlo recogido? Digo yo que una masacre anunciada por ángeles y que probaba que Jesús era el elegido que cumplía antiguas profecía sería algo importante, ¿no?

Pero, ¿por qué iba Mateo a escribir los versículos anteriores entonces? Pues porque me temo que Mateo era el E. L. James del Nuevo Testamento: le iba eso de coger textos ajenos, cambiar los nombres y cuatro detalles y hacerlos pasar por propios. En concreto, la matanza de los inocentes se encuadra en el relato del nacimiento de Jesús y la visita de los reyes magos, que es sospechosamente parecida a la del dios indio Krishna (entre otros): este nació de una virgen, su nacimiento fue anunciado por una estrella, unos sabios fueron a ofrecerle valiosos presentes y escapó de la matanza que organizó un rey para eliminarlo y que no amenazara su trono.

Y esa no es la única vez que hace algo similar, los versículos de Mateo son conocidos por ser muy fantasiosos y forzar la historia de Jesús con tal de hacerla encajar en múltiples profecías que probaran que este era el Elegido.

Sin títuloDonde dice Krishna pongo Jesús, cambio un par de detallitos por aquí y por allá y… ¡Voila! Nadie se dará cuenta.

Así que como podéis ver, algunas lo hacen por amor al porno y otros por cumplir profecías, pero esto de plagiar obras ajenas es más viejo que la tos. Visto lo bien que funciona estoy pensando en pillarme yo también un libro famoso y tunearlo un poco. Seré rica. ¡Asquerosamente rica! Muajajaja.

Mmm, estoy divagando.

El caso es que cada vez que llegue el Día de los Inocentes y tengáis una broma en mente tratad de hacerlo tan bien como Mateo, que se la coló a tanta gente que consiguió que crearan una fiesta.